Arica Contigo Web

Alcalde Espíndola alerta a Cancillería ante medida municipal de erradicar camiones extranjeros estacionados en la ciudad

El jefe comunal informó al canciller Alberto van Klaveren sobre la acción municipal de erradicar los camiones estacionados en las poblaciones de Arica, debido a que estos son potenciales focos de vectores del Aedes Aegypti.

Dada la alerta sanitaria que afronta Arica producto del dengue, el alcalde Gerardo Espíndola viajó a Santiago para informar a Cancillería sobre el plan de acción municipal que busca limpiar la ciudad de camiones extranjeros estacionados, una de las causas detrás de la llegada del mosquito Aedes Aegypti a la ciudad.

El canciller Alberto van Klaveren recibió al jefe comunal, quien advirtió de la medida a fin de alertar al gobierno ante eventuales problemas con Bolivia, dada la permanente obligación de Arica y Parinacota de ser un territorio de sacrificio nacional dispuesto para el cumplimiento de tratados internacionales.

Nosotros como Municipalidad tenemos una misión que es sacar todos los camiones de las zonas pobladas, no solo en el área urbana, sino que también en la rural; que se ordenen en los estacionamientos que ellos tienen previsto. El Estado de Chile les entrega estacionamientos para que estén en ese lugar y no tendrían que estar en ninguna población de Arica”, explicó el alcalde Espíndola.

Chile cumple el tratado internacional, pero ellos (camiones bolivianos) deben cumplir con la normativa chilena”, destacó el jefe comunal.

Foco de vectores

El municipio, a través del departamento de emergencia, puso en marcha la medida de ordenamiento debido a que los vehículos de carga pesada, en especial los procedentes de Bolivia, trasladan o importan el vector Aedes Aegypti según el análisis de la autoridad sanitaria.

Es por ello que la mala práctica de los conductores de estacionar, regular o irregularmente, en distintas poblaciones de Arica, es un riesgo de propagación del dengue que debe ser atendido con urgencia, entendiendo además que el Estado ha dispuesto espacios para que estos vehículos se estacionen fuera de la ciudad.

“Es lo que vamos a hacer, trabajar con toda la fuerza, se lo venimos a informar a la cancillería al objeto de no tener problemas con el vecino país, porque acá lo que tiene que primar es la salud de las personas por sobre cualquier otro interés como, por ejemplo, que los camiones estén estacionados en diferentes partes.

La Municipalidad lanzó una campaña para que los vecinos y vecinas denuncien de forma anónima los camiones estacionados en sus poblaciones, con el fin de retirarlos del lugar. Para ello, se debe escanear un código QR dispuesto en la página web de la municipalidad y en redes sociales, llenar un formulario y acompañar la información con una fotografía.